Cavidades supraglóticas
Volver a Contenido
 
En esta página nos ocuparemos especialmente de las cavidades supraglóticas en su función de resonadores, o de filtros resonadores, siguiendo la teoría llamada fuente-filtro.

Básicamente se trata de una fuente productora del tono complejo que pasa a las cavidades supraglóticas que actúan como un filtro que amplifica ciertas frecuencias y atenúa otras.
Fuente
Está dada por la vibración de las cuerdas vocales y es el tono laríngeo revisado en el capítulo anterior.
Se trata de una onda compuesta del tipo con forma de dientes de sierra y cuyo análisis espectral muestra que las amplitudes de los componentes decrecen en la medida en su frecuencia aumenta.
Filtro
Está dado por las resonancias naturales de tracto vocal (modelado como si fuera un tubo o un conjunto de tubos). Para cada tubo se puede calcular su frecuencia natural de resonancia sabiendo la longitud de la cavidad.
Si la lengua va hacia adelante, entonces se crea un tubo corto en la parte anterior y un tubo largo en la parte posterior. En otras palabras, una resonancia alta y una resonancia baja.
El siguiente esquema muestra dos tonos laríngeos que pasan por el mismo filtro y se observa el resultado.
(Tomada de: http://www.haskins.yale.edu/featured/heads/MMSP/acoustic.html)
Los dos gráficos de la izquierda muestran espectros de dos tonos laríngeos. El superior es más grave que el de abajo.
 
Los gráficos del centro muestran las frecuencias de los filtros (determinados por la forma adoptada por la cavidad resonadora).
Se observa que los centros de frecuencia están aproximadamente a los 500 Hz, 1500 Hz y 2400 Hz.
 
Los gráficos de la derecha muestran los armónicos del tono laríngeo filtrados.   
Ahora bien, si trazamos una línea para unir las partes superiores de los armónicos, tendremos un dibujo en el que los puntos más altos corresponden a los centros de frecuencia de los formantes.
 
 
Volver a Contenido